13/3/09

Apuntes conradianos



La auténtica sabiduría es desear lo que desean los dioses.
Desde el momento en que empecé a ennegrecer la primera página del manuscrito de La locura de Almayer, la suerte estuvo echada. Jamás vadeó nadie el Rubicón tan a ciegas como yo, sin invocar a los dioses, sin temor a los hombres.

En su Crónica Personal, nos habla Joseph Conrad un poco de sí mismo. Pero siempre con una cierta reticencia, y en fin, diciendo a veces medias verdades, obviando otras, inventándose algunas cosas y disfrazando las que no sabremos si son ciertas o ficticias. Los escritores también se crean a sí mismos...
De su Prefacio Familiar he entresacado algunos párrafos que considero de interés para hacernos una idea de lo que él pensaba de sí mismo, de la literatura, del arte, y algunas otras reflexiones.
La fuerza de la palabra es algo que se percibe de inmediato. Nadie que desee persuadir ha de confiarse no al argumento adecuado sino a la palabra idónea (...) Nada que sea verdaderamente grande, en el sentido que lo es lo humano, procede de la reflexión. (...) ¡Qué sueño, para ser el de un escritor!¡Si! ¡Que me sea dado encontrar la palabra adecuada!
Por humillante que pueda ser para la estima en que me tengo, debo confesar que los consejos de Marco Aurelio no están hechos para mi. Se adecúan mejor a un moralista que a un artista.
La mayoría de las amistades, por no decir casi todas las que he disfrutado durante el periodo de mi vida que he dedicado a escribir, me han sido dadas a través de los libros; bien sé que un novelista vive en su obra. Se encuentra en ella, única realidad en medio de un universo inventado, entre objetos, acontecimientos, personas imaginarias.
Las alegrías y las penas de este mundo circulan de continuo entre uno y otro lado, entremezclan sus formas y sus murmullos en esa dudosa luz de la vida que resulta tan misteriosa como un océano en exceso cargado de sombras, mientras la deslumbrante brillantez de las supremas esperanzas se halla muy lejos, fascinante y quieta, al lejano filo del horizonte.
Para el arte (y para la vida) no es tanto el por qué lo que importa, de cara a nuestra felicidad, cuanto el cómo. (...)Sí, siempre hay una manera. La manera de la risa, de las lágrimas, de la indignación y el entusiasmo, del juicio, e incluso del amor; la manera en que, al igual que los rasgos y el carácter de un rostro humano, la verdad interior sea un presagio para quienes saben cómo mirar a sus semejantes.
Quienes me leen saben de mi convicción de que el mundo, el mundo terrenal, descansa sobre unas pocas ideas, por lo demás muy sencillas; tan sencillas que han de ser tan antiguas como las colinas. Descansa notoriamente, sobre la idea de Fidelidad.
En una época en la que todo lo que no sea revolucionario de una forma u otra no puede aspirar a recabar mucha atención por parte del público, debo decir que yo no he sido revolucionario en mis escritos. El espíritu revolucionario es en esto poderosamente práctico, dado que nos libera de todos los escrúpulos y de toda idea recibida. Su empecinado, absoluto optimismo me resulta sin embargo repulsivo por la amenaza de fanatismo y de intolerancia que encierra.

12/3/09

Últimas lecturas


Mi última lectura ha sido uno de los primeros libros que está editando la jovencísima Editorial Evohé, que acaba de empezar con muy buenos ánimos su andadura. Este libro es Layos, de Josep Asensi, compatriota valenciano. Lectura que he disfrutado y que me ha recordado tiempos pasados, cuando leía mucho sobre mitología griega. La novela relata la vida de Layos, el rey tebano, padre de Edipo y sobre el que se cumple la maldición del oráculo, recibiendo la muerte a manos de su hijo, el cual posterior mente desposa a su propia madre, ignorante de la realidad.
Como ya se han hecho reseñas interesantes sobre este libro en mis páginas amigas, me limito a citar los enlaces para que podais leerlas alli los interesados:


Anteriormente a esta lectura, disfruté de otra, también de tema griego clásico, ésta ya no mitológica, aunque los mitos impregnan toda la historia griega, cómo no, y también de la Editorial Evohé. Esta otra sale de la pluma (o del teclado) de Luis Villalón, y se titula Hellenikon. Narra las aventuras de un personaje del que existen referencias históricas, el espartano Arimnesto, pero que Luis nos hilvana muy acertadamente con otras muchas narraciones y personajes, trazando un fresco histórico de una época crucial en la Grecia clásica: los siglos VI y V. Las guerras médicas, donde atenienses, espartanos, persas y demás entrecruzan sus destinos a la vez que sus espadas. Cuando salga la reseña la incluiré aqui. También quiero añadir que me ha gustado mucho y he disfrutado leyéndola, por lo que la recomiendo a todo aquel que le interese el tema griego o mitológico.

Aqui teneis un par de enlaces donde podeis leer mi reseña y la de un compañero de Hislibris:

http://la2revelacion.com/?p=317
y
http://www.hislibris.com/?p=869








10/3/09

Picasso y Octavio Paz


Resumen de las ideas más importantes del artículo de Octavio Paz:
PICASSO: EL CUERPO A CUERPO CON LA PINTURA
[En OC Volumen 6: Los privilegios de la vista I, México, D. F, 1982]


Es imposible comprender a la pintura moderna sin Picasso pero, asimismo, es imposible comprender a Picasso sin ella. Picasso nunca se mantuvo aparte, ni siquiera en el momento de la gran ruptura que fue el cubismo... Picasso es nuestro tiempo. Pero su parecido brota, precisamente, de su inconformidad, sus negaciones, sus disonancias. El arte moderno ha sido una sucesión ininterrumpida de saltos y cambios bruscos; la tradición, que había sido la de Occidente desde el Renacimiento, ha sido quebrantada, una y otra vez, lo mismo por cada nuevo movimiento y sus proclamas que por la aparición de cada nuevo artista. Los artistas del siglo XX rompieron esa visión de dos maneras, ambas radicales: en unos casos por el predominio de la geometría y, en otros, por el de la sensibilidad y la pasión.
Picasso, como fenómeno histórico, consiste en ser la figura representativa de una sociedad que detesta la representación: fue intransigente y leal consigo mismo y con la pintura. Picasso rechazó los honores y los encargos oficiales y vivió al margen de la sociedad —sin dejar nunca de estar en su centro. Nunca quiso agradar al público con su arte. Tampoco fue el instrumento de las maquinaciones de las galerías y los mercaderes. En esto fue ejemplar, sobre todo ahora que vemos a tantos artistas y escritores correr con la lengua de fuera tras la fama, el éxito y el dinero. Dos lepras y una sola degradación: la sumisión a los dogmas ideológicos y la prostitución ante el mercado; los artistas del siglo XX descubrieron —más bien: redescubrieron— la belleza horrible y sus poderes de contagio.
Las semejanzas entre Picasso y Lope de Vega son tantas y de tal modo patentes. Estos dos artistas arrebatados fueron siempre fieles al principio cardinal de todas las artes: la obra es una composición. Otra semejanza; la abundancia y la variedad de las obras.


El ataque del arte moderno contra la tradición grecorromana y renacentista fue sobre todo una embestida contra la figura humana. La acción de Picasso fue decisiva y culminó en el periodo cubista: descomposición y recomposición de los objetos y del cuerpo humano. La irrupción de otras representaciones de la realidad, ajenas a los arquetipos de Occidente, aceleró la fragmentación y la desmembración de la figura humana. Para Picasso, el mundo exterior fue siempre el punto de partida y el de llegada, la realidad primordial. Como todo creador, fue un destructor; también fue un gran resucitador.
En Marcel Duchamp, que es el polo opuesto de Picasso, la negación del siglo se expresa como crítica de la pasión y de sus fantasmas. El Gran vidrio, más que un retrato, es una radiografía: la Novia es un aparato fúnebre y risible.
Picasso no ha pintado a la realidad: ha pintado el amor a la realidad y el horror a ser reales. Para él la realidad nunca fue bastante real: siempre le pidió más. Por eso la hirió y la acarició, la ultrajó y la mató. Por eso la resucitó. Su negación fue un abrazo mortal. Fue un pintor sin más allá, sin otro mundo, salvo el más allá del cuerpo que es, en verdad, un más acá. En eso radica su gran fuerza y su gran limitación... En sus agresiones en contra de la figura humana, especialmente la femenina, triunfa siempre la línea del dibujo. Esa línea es un cuchillo que destaza y una varita mágica que resucita. Línea viva y elástica: serpiente, látigo, rayo; línea de pronto chorro de agua que se arquea, río que se curva, tallo de álamo, talle de mujer. La línea avanza veloz por la tela y a su paso brota un mundo de formas que tienen la antigüedad y la actualidad de los elementos sin historia. Un mar, un cielo, unas rocas, una arboleda y los objetos diarios y los detritus de la historia: ídolos rotos, cuchillos mellados, el mango de una cuchara, los manubrios de la bicicleta. Todo vuelve otra vez a la naturaleza que nunca está quieta y que nunca se mueve. La naturaleza que, como la línea del pintor, perpetuamente inventa y borra lo que inventa... ¿Cómo verán mañana esta obra tan rica y violenta, hecha y deshecha por la pasión y la prisa, por el genio y la facilidad?



9/3/09

Citando a Woody


"A las cuatro de la mañana nunca se sabe si es demasiado tarde o demasiado temprano."

"Arreglar los problemas económicos es fácil, lo único que se necesita es
dinero."

Dos mujeres de edad en un hotel de alta montaña comenta una a la otra, "¡Vaya, aquí la comida es realmente terrible!", y contesta la otra: "¡Y además las raciones son tan pequeñas!". Pues básicamente así es como me parece la vida, llena de soledad, histeria, sufrimiento, tristeza y sin embargo se acaba demasiado deprisa." (Annie Hall, 1977)

"Cuando un
médico se equivoca, lo mejor es echarle tierra al asunto."

"¿De dónde venimos? ¿Adónde vamos? ¿Hay posibilidad de tarifa de grupo?"

"De pequeño siempre quise tener un perro, pero mis padres eran pobres y sólo pudieron comprarme una hormiga."

"Después de los
60, todos pertenecen al sexo débil."

"Disfruta el día hasta que un imbécil te lo arruine."

"
Dios es o bien cruel o bien incompetente."

"Dios ha muerto, Marx ha muerto y yo no gozo de buena salud."

"El sexo entre dos personas es una cosa hermosa; entre cinco es fantástico...."

"El sexo es como jugar al bridge. Si no tienes un buen compañero, más vale que tengas una buena mano."

"El sexo sin amor es una experiencia vacía. Pero de todas las experiencias vacías que existen, hay que reconocer que es una de las mejores."

"En los aviones el tiempo se pasa volando."

"En mi casa mando yo; mi mujer simplemente toma las decisiones."
"La eternidad se hace larga, sobre todo al final."

"La música japonesa es una tortura china."

"La noche de bodas, mi mujer se detuvo en mitad del acto y se puso de pie en la cama para aplaudirme."

"La realidad es un asco, la odio, la odio; pero ¿en qué otro sitio se puede encontrar un buen bistec para la cena?"

"La última vez que estuve dentro de una mujer fue cuando visitaba la Estatua de la Libertad."

"La única manera de ser feliz es que te guste sufrir."

"La
vida está dividida entre lo horrible y lo miserable." (Annie Hall, 1977)



8/3/09

Memorias de ultratumba



El individuo sirve para medir la pequeñez de los más grandes acontecimientos. ¡Cuántos hombres hay indiferentes a esos grandes acontecimientos!
(...)
Los partidos no creen nunca en la conversión de los partidos contrarios; la libertad que capitula o el poder que se degrada no obtiene gracia de sus enemigos.
(...)
En el camino de convertirse en barones o en condes, los jacobinos sólo hablaban de los horrores de 1793, de la necesidad de castigar a los proletarios y de reprimir los excesos del populacho.
(...)
El pueblo soberano,como está en todas partes, cuando se convierte en tirano, es ubicuo; es la presencia universal de un Tiberio universal.
(...)

Chateaubriand

Inolvidable Groucho


Perdonen que no me levante... (Epitafio en su tumba)

Jamás aceptaría pertenecer a un club que me admitiera como socio.

¿A quien va usted a creer?, ¿a mi, o a sus propios ojos?

Estos son mis principios. Si a usted no le gustan, tengo otros.

Él puede parecer un idiota y actuar como un idiota. Pero no se deje engañar. Es realmente un idiota.

Nunca olvido una cara. Pero en su caso, estaré encantado de hacer una excepción.

Desde el momento en que cogí su libro me caí al suelo rodando de risa. Algún día espero leerlo.

¿Por qué debería preocuparme por la posteridad? ¿Que ha hecho la posteridad por mi?

La televisión ha hecho maravillas por mi cultura. En cuanto alguien enciende la televisión, voy a la biblioteca y me leo un buen libro.

He pasado una noche estupenda. Pero no ha sido ésta.

Debo confesar que nací a una edad muy temprana.

Partiendo de la nada alcancé las mas altas cimas de la miseria.

El matrimonio es una gran institución. Por supuesto, si te gusta vivir en una institución.


La política es el arte de buscar problemas, encontrarlos, hacer un diagnostico falso y aplicar después los remedios equivocados.

Es mejor estar callado y parecer tonto que hablar y despejar las dudas definitivamente.


Etiquetas

 Mis Reseñas (1) Antología (3) arqueologico (1) arte (1) Artículos literarios (2) Articulos viajes (1) autobiografía (5) Cartas (2) ciencia ficción (1) Clásicos (1) Comentarios Artísticos (8) Comentarios Cinéfilos (11) Comentarios Cotidianos (7) Comentarios especiales (9) Comentarios Literarios (5) Comentarios Nostálgicos (6) comentarios poéticos (3) Comic (1) Cómic (2) Conferencias (1) cuento (2) Cuentos Ilustrados (1) Drama (1) ensayo (11) Ensayo arte (1) Ensayo biografico (13) ensayo histórico (6) Ensayo literario (6) Ensayos arte (1) Entrevistas (2) Eventos (33) Eventos artísticos (2) Eventos Literarios (35) libro ilustrado (2) Libros de viajes (3) literatura viajes (3) lliteratura de viajes (1) Memorias (3) Microrrelatos (1) Mis lecturas (9) Mis Reseñas (452) mitología (2) naval (1) Notas (1) Novela (64) novela aventuras (11) Novela biográfica (6) novela ciencia ficcion (1) novela corta (11) novela de viajes (1) novela decimonónica (7) novela del oeste (3) Novela épica (1) novela fantástica (3) novela historica (32) Novela histórica (27) Novela histórica naval (16) novela intriga (15) novela japonesa (2) Novela polciaca (7) novela psicológica (1) Otros (1) POESIA (1) poesía (4) Recomendaciones literarias (2) Reflexiones literarias (1) Relato (8) relatos (9) Relatos Oeste (1) Relatos. (12) Relatos.  Mis Reseñas (3) Reportaje (1) reportaje biográfico (2) reportaje viajes (3) reseñas (1) Reseñas (1) Teatro (1) Textos Memorables (4) Thriller (6) Western (7)

Seguidores

Follow by Email

Archivo del blog