23/7/14

CELLINI: UNA VIDA PRODIGIOSA

V I D A

BENVENUTO CELLINI

Alianza, 2006


Contemporáneo del también florentino Miguel Ángel Buonarrotti, al que admiraba apasionadamente, Benvenuto Cellini (Florencia, 1500 - 1571) fue un excelente orfebre y escultor florentino, que, además de escribir y publicar dos tratados, uno sobre orfebrería y otro sobre escultura, también hizo escribir al dictado y publicó esta su Vida. Prototipo del artista renacentista, destacaba en muchas facetas, como la música, el dibujo, la orfebrería, la escultura, la poesía, la caballería, la caza, la espada, las artes de la guerra....Aunque principalmente fuera un gran orfebre, uno de los más importantes de su época, realizando monedas labradas, joyas, floreros y adornos exquisitos, para los mecenas que le protegían y encargaban obra. Reyes, papas, duques, cardenales requerían sus servicios y le admiraban profundamente. Pero asimismo no carecía de enemigos que en múltiples ocasiones volvían contra él a los protectores más acérrimos.
Vivió en unos años en los que las intrigas eran el pan nuestro de cada día, las reyertas a espada o a puñal, los envenenamientos tras enormes comilonas, en fin, lo que nos relata parece una novela de aventuras a lo Dumas,  pero es real...aunque a veces exagere un poco (¿quién no lo haría?). Sin embargo, del mismo modo que exagera, reconoce sus errores y sus arrebatos violentos, y sabe frenarse en muchas ocasiones que de no hacerlo le hubiera ido la vida o la prisión. Aún así, no se libró de esta, y además, de modo claramente injusto, por envidias y odios ajenos, maledicencia y deseo que quitarle de en medio en el favor de los poderosos. El eterno odio al que destaca, al que es francamente bueno en su trabajo. Esto no ha variado mucho desde entonces.

Esta autobiografía es, pues, un testimonio no solo de una vida sino de una época, aunque no debamos tomarlo al pie de la letra en todas sus afirmaciones, sobre todo las que describen las visiones o alucinaciones que sufrió en diversas situaciones, como cuando estaba gravemente enfermo o encarcelado. Cellini era un hombre muy temperamental, ardiente, pero muy consciente, a su vez, de su valía como artista, del mismo modo que lo era Miguel Ángel. Y por tanto, se defendía ante cualquiera que quisiera atacar su arte. Se defendía de todas las maneras posibles en un hombre honrado y valeroso, incluyendo la espada o el puñal. Y del mismo modo que reclamaba el pago de sus obras a los que se las encargaban, también era capaz de ofrecerlas gratuitamente por el puro placer de servir a uno u otro señor. Cosa que no siempre se apreciaba…los grandes mecenas del momento gustaban de tener a su servicio a grandes artistas, no sólo por el gozo de obtener obras bellísimas, sino por el placer de tener tales artistas a su servicio. A mayor maestría en ellos, mayor prestigio proporcionaban a sus señores. Pero muchas veces "olvidaban" que las obras necesitan materiales, además de talento para ejecutarlas, y espacios adecuados, además de una manutención digna. Los sufrimientos de Cellini se equiparan a sus goces. La etapa en la que sirvió al rey de Francia, Francisco I, que le arrancó de las prisiones donde le tenía el papa Farnese, puede calificarse como la más placentera y cómoda. Pero así como tuvo al rey como protector y amigo, tuvo a una enemiga mortal, la amante del rey, Madame d'Etampes, que finalmente consiguió expulsar de la corte y de Francia a Cellini. Alejandro Dumas escribió una novela, Ascanio, en la que toma su argumento de las andanzas y aventuras del orfebre y escultor florentino en la corte francesa. De esa etapa queda el maravilloso salero de oro con las figuras de el Mar y la Tierra, que, aunque la comenzó pensando en el Cardenal D'Este, finalmente quedó en poder del monarca galo.
Pero antes de irse a Francia, nos narrará el sacco de Roma, visto desde las troneras del Castillo Santangelo, defensa en la que participó con arrojo y valentía, lanzando cañonazos a diestro y siniestro, e hiriendo -supuestamente por un disparo suyo- al duque Carlos de Borbon. Un mes entero estuvo defendiendo el Castillo. Y el comentario de Cellini, que durante ese tiempo cambia su profesión de artista por la de artillero, es el siguiente: " yo, que tal vez estaba más inclinado a aquella profesión que a la que consideraba como mía, lo hacía con tanto gusto que me salía mejor que mi profesión." La única actividad que a pesar de dársele bien, no disfrutaba con ella, era la musical, quizás porque era una imposición paterna...pero ella le llevó a los Medici y de ahí saltó a la orfebrería, donde destacaría  en seguida por su habilidad y buen hacer.
Lo atractivo de esta obra es que Cellini pone todo el ardor y la emoción en contarnos todas aquellas cosas de su vida que cree importantes y cuyo recuerdo le hace revivir esos momentos y nos parece estar presenciándolos mientras le leemos. No es un ejercicio de estilo, Cellini escribía a veces poemas, pero no era literato, su lenguaje es casi coloquial: nos abre su memoria y su corazón, describiendo tanto sus actos como sus pensamientos y emociones más vivas. ¡Y era todo un carácter!

Además, traslada reflexiones de lo más valioso como "mucha más gloria alcanzaré si muero injustamente, que si muriera con razón", hecha cuando, tras la muerte del papa Clemente VII, se encuentra preso por las intrigas del nuevo papa Paulo III y su hijo, Pier Luigi Farnese, que le acusan de robar joyas durante el saqueo de Roma. El relato de su evasión de la cárcel no desdice en nada del que más adelante haría Giacomo Casanova de la prisión de Los Plomos de Venecia. En otro momento cuenta de ritos nigrománticos, en los que participó en algunos momentos de su juventud; nos habla también de sus aventuras amorosas con las damas (o mejor, con las prostitutas o criadas, que eran las más asequibles) con las que nunca se casó. Las relaciones de amistad y lealtad le son muy importantes, por lo que le subleva la traición de sus allegados.
Finaliza, tras contarnos sus aventuras desde la infancia y juventud hasta el año 1567, es decir, cuando el artista tenía 67 años. La narración se interrumpe sin más explicaciones. Pero antes nos ha contado todos los avatares y sufrimientos que le llevó la fundición de su Perseo en bronce, para la Loggia dei Lanzi, en Florencia. Encargo del duque florentino, que se lo puso difícil y complicado, pero Cellini era tozudo cuando estaba convencido de tener razón, así que finalmente lo realizó, y podemos admirarlo aún.
Mújica Láinez (1910-1984), en su magnífico fresco histórico Bomarzo, cita pasajes de Cellini que remiten a la Vida. Y el artista es un personaje más de la novela del insigne escritor argentino. La Vida de Cellini es, pues, obra imprescindible para los amantes del arte y de la historia, sobre todo del Renacimiento. Pero también a los que les guste la aventura y el género autobiográfico.

Ariodante

Julio 2014

Etiquetas

 Mis Reseñas (1) Antología (3) Anuncios y Notas (1) arqueologico (1) arte (1) Artículos literarios (2) Articulos viajes (1) autobiografía (5) Cartas (2) ciencia ficción (1) Clásicos (1) Comentarios Artísticos (8) Comentarios Cinéfilos (11) Comentarios Cotidianos (7) Comentarios especiales (9) Comentarios Literarios (5) Comentarios Nostálgicos (6) comentarios poéticos (3) Comic (1) Cómic (2) Conferencias (1) cuento (2) Cuentos Ilustrados (1) Drama (1) ensayo (11) Ensayo arte (1) Ensayo biografico (13) ensayo histórico (6) Ensayo literario (6) Ensayos arte (1) Entrevistas (2) Eventos (33) Eventos artísticos (2) Eventos Literarios (35) libro ilustrado (2) Libros de viajes (3) literatura viajes (3) lliteratura de viajes (1) Memorias (3) Microrrelatos (1) Mis lecturas (9) Mis Reseñas (465) mitologia (1) mitología (2) naval (1) Notas (1) Novela (66) novela aventuras (11) Novela biográfica (6) novela ciencia ficcion (1) novela corta (11) novela de viajes (1) novela decimonónica (7) novela del oeste (3) Novela épica (1) novela fantástica (3) novela historica (34) Novela histórica (29) Novela histórica naval (17) novela intriga (17) novela japonesa (2) Novela polciaca (7) Novela policiaca (4) novela psicológica (1) Otros (1) POESIA (1) poesía (4) Recomendaciones literarias (2) Reflexiones literarias (1) Relato (8) relato histórico (1) relato mitologico (1) relatos (10) Relatos Oeste (1) Relatos. (13) Relatos.  Mis Reseñas (3) Reportaje (1) reportaje biográfico (2) reportaje viajes (3) reseñas (1) Reseñas (1) Teatro (1) Textos Memorables (4) Thriller (6) Western (7)

Seguidores

Follow by Email

Archivo del blog